Archives for Palacios Lleras

LA CÁMARA DE COMERCIO INTERNACIONAL TIENE UN NUEVO REGLAMENTO DE ARBITRAJE QUE REGIRÁ A PARTIR DEL AÑO 2021

En el mes de octubre del año 2020 fueron aprobadas las Reglas de Arbitraje de la Corte de Arbitraje de la Cámara de Comercio Internacional (CCI), que regirán a partir del 1 de enero de 2021, y que reemplazarán las Reglas de Arbitraje del año 2017.

Dentro de las novedades más importantes se encuentra la posibilidad que tiene la Corte de consolidar en un único arbitraje dos o más arbitrajes pendientes frente a distintas solicitudes de arbitraje presentadas bajo más de un acuerdo arbitral, cuando los arbitrajes son entre las mismas partes, las disputas en los arbitrajes surgen en relación con la misma relación legal, y la Corte considera que los acuerdos de arbitraje son compatibles.; la obligación de las partes de informar sobre la existencia de terceros que los estén financiando por tener interés económico en el resultado del arbitraje; el deber de las partes de informar sobre los cambios que tengan en su representación y la facultad de la Corte de la CCI para nombrar, en casos excepcionales, a los miembros del tribunal.

Así mismo, se cambió el monto por el cual se puede solicitar un procedimiento acelerado, dado que ahora puede solicitarse en arbitrajes cuyo importe sea hasta de tres millones de dólares, si el acuerdo de arbitraje en virtud de las Reglas se celebra a partir del 1 de enero de 2021.

Por la incidencia del Covid-19, se facultó al tribunal para decidir si las audiencias deben ser presenciales o virtuales, teniendo en cuenta cada caso en particular, y en todo caso, consultando previamente a las partes del proceso arbitral.

Finalmente, se abrió la posibilidad de que el tribunal profiera un laudo adicional sobre las pretensiones que fueron presentadas durante el proceso pero que no fueron resueltas en el laudo principal, por omisión del tribunal.

Más en: ICC unveils revised Rules of Arbitration – ICC – International Chamber of Commerce (iccwbo.org)

Nothing Changes if Nothing Changes: An Introduction to the 2021 ICC Rules of Arbitration – Kluwer Arbitration Blog

Read more

El Ministerio de Minas y Energía determinó los lineamientos para adelantar Proyectos Piloto de Investigación Integral sobre Yacimientos No Convencionales

Mediante el Decreto 328 de 2020, el Ministerio de Minas estableció los parámetros para que los interesados en realizar Proyectos Piloto de Investigación Integral -PPII- sobre yacimientos no convencionales -YNC- puedan evaluar, aplicando Tecnologías de Mínimo Impacto, si la utilización del Fracking puede permitirse en las diferentes áreas de influencia, sin que se generen graves afectaciones ambientales o sociales. Los PPII son procesos experimentales, científicos y técnicos, y no tienen fines de exploración comercial.

Los PPII se desarrollarán en tres etapas: etapa de condiciones previas; etapa concomitante y etapa de evaluación. La primera de estas etapas iniciará con la suscripción de un contrato entre la empresa y la Agencia Nacional de Hidrocarburos para el desarrollo de estos proyectos y culminará con el otorgamiento de la licencia ambiental por parte de la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales. En la etapa concomitante, la empresa interesada iniciará las actividades de aplicación de la técnica de Fracturamiento Hidráulico Multietapa (FH-PH). Finalmente, en la etapa de evaluación, el Comité Evaluador determinará si los PPII cumplen con las condiciones para proceder con la exploración comercial y publicará los resultados obtenidos.

Durante el desarrollo de los PPII se garantizará la participación de la comunidad mediante la conformación, para cada caso concreto, de “Mesas Territoriales de Diálogo y Seguimiento”. Estos diálogos sociales serán convocados en cada una de las etapas del PPII.

Para mayor información, consulte el siguiente link:
https://dapre.presidencia.gov.co/normativa/normativa/DECRETO%20328%20DEL%2028%20DE%20FEBRERO%20DE%202020.pdf

Read more

Y AHORA, UN IMPUESTO A LAS CÁMARAS DE COMERCIO Y AL COMERCIO.

Hugo Palacios Mejía

El Congreso expidió la Ley 2069 de 2020, para impulsar el “emprendimiento”. Parte del “impulso” aparece en el artículo 70, que faculta al gobierno para establecer una contribución, a cargo de las Cámaras de Comercio, y en favor de la Superintendencia de Sociedades, por concepto del “servicio administrativo de supervisión”. Como las Cámaras no tienen ánimo de lucro, pero tampoco son instituciones de caridad, la contribución recaerá, en últimas, sobre los comerciantes.
El artículo 70 es parte de una idea que alguien le vendió al Congreso, según la cual puede eludir sus propias responsabilidades en cuanto a la creación de impuestos, y trasladarlas al gobierno, sin suficientes precisiones, para que las ejerza a título de “cobro por servicios”. Esta norma supone que las actividades de “inspección, control y vigilancia” que ciertas autoridades ejercen sobre las empresas son un “servicio a las empresas”, que éstas deben pagar, y quizás hasta agradecer. Por el contrario, siempre se había entendido que ese “control y vigilancia” era un servicio a la comunidad toda, financiado según leyes del Congreso y no Decretos del gobierno, y a cargo del presupuesto nacional. Al cual, como se sabe, ya contribuyen todos los comerciantes formales.
El problema con este artículo 70, como con otros similares, consiste en que son contrarios a la Constitución. Los elementos principales de los tributos los debe crear el Congreso, que no se puede contentar con “hacer señas” al gobierno para que éste decida lo importante. Así lo dijo, de nuevo, recientemente, la Corte Constitucional. La sentencia C-484 de 2020, declaró inexequible una contribución similar a la del artículo 70, destinada a la Superintendencia de Servicios Públicos. Y la C-504 de 2020, deslindó, en forma clara, en cuanto a la llamada “sobretasa por el consumo de electricidad” lo que se paga a las autoridades por un servicio a las personas, de lo que se les paga por un servicio a la comunidad. Veremos, pues, qué tanta paciencia tienen las Cámaras y cuánta plata los comerciantes, para convivir con el “impulso” que el artículo 70 de la Ley 2069 dice dar al emprendimiento.

Read more